domingo, 7 de febrero de 2016

El mundo destruido en que vivimos...

Aportacion de: Ben Ayala
Siempre he sido muy aficionado al ciclismo, otros deportes me agradan también, en el futbol, boxeo y otros he experimentado varias desilusiones.

Aunque nunca participe profesionalmente, algunos de mis deportes favoritos tienen aficionados que siguen sus actividades día a día, partido tras partido, encuentro tras encuentro.

Pero, ahora con la corrupción en el deporte, que abunda sin control, muchos de esos aficionados se refieren a su deporte favorito como una “fábrica de tristeza”.
 ******
***
JUAN 16 [Audio]
*
Apocalipsis 21 [Audio]

*
El mundo destruido en que vivimos también puede ser una «fábrica de tristeza». 

Parece haber una provisión interminable de dolor y desilusión, ya sea por decisiones propias o por cuestiones fuera de nuestro control.

Sin embargo, el seguidor de Cristo tiene esperanza, no solo en la vida venidera, sino para el presente. 

Jesús dijo: «Estas cosas os he hablado para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción; pero confiad, yo he vencido al mundo» (Juan 16:33). 

Hermanos, Hermanas; observemos que, sin minimizar las luchas o la tristeza que podamos experimentar, Cristo las contrarresta con su promesa de paz, gozo y victoria final.

En Jesús podemos hallar paz, y eso es más que suficiente para ayudarnos a hacerle frente a lo que debamos enfrentar.

Hermanos y Hermanas en Cristo; oremos:



Señor, no importa lo que se presente en el camino; ayúdame a confiar en ti y descansar en tus promesas.

~~~
~
Ben Ayala

No hay comentarios:

Publicar un comentario